Tag Archives: José Antonio Suárez García

Por tercer año consecutivo A Mosca es colaborador del Open Internacional de pesca a mosca de Madrid

La Editorial Sekotia participará una vez más con la entrega de dos magníficos libros a cada uno de los participantes del Open de Madrid como regalo.

Foto cedida por A Mosca, cuyo autor es Jesus Prieto “Chuchi”

Los libros serán los siguientes: La danza de los salmones, de Mercedes Salischas y El Idus de Marzo. 1ª travesía española a la Antartida, de Fernando Rodríguez. El primero de los títulos, como saben todos los seguidores de este blog, pertenece a la colección de A  Mosca en Narrativa de Pesca y es una magnífica fábula sobre el destino al que todos nos debemos cuyos personajes son salmones. En la magnífica introdución de este libro, escrita por José Antonio Suárez, se explica con detalle el camino propio del desarrollo reproductivo de los salmones.

Por otro lado, El Idus de Marzo. 1ª travesía española a la Antartida cuenta con detalle desde el cuaderno de bitácora del autor todos los pormenores del viaje que hicieron en un pequeño velero un grupo de hombres audaces y dispuestos a conquistar ese continente helado. Fernando Rodríguez, biólogo, no deja de aportar multitud de detalles de la población animal por tierra, mar y aire que se encontraron a lo largo de la travesía.

En definitiva dos estupendos libros que a harán las delicias de los competidoresen esta 3ª edición del Open de Madrid

Hemisferio norte en puerto seco, hemisferio sur gozándola ya.

Macho moribundo tras el desoveEn efecto, así es, cuando unos echan las cañas a dormir otros las desempolban y pocos, muy pocos, podrán dar el salto al charco de un lado a otro, y vicerversa, para estar siempre pescando. En cualquier caso la Patagonia, en Argentina y Chile, son quizá los destinos más deseados en sueños de muchos mosqueros de España y no les falta razón… ¡por algo será!

Cuando Europa, en concreto España, cierra sus ríos para que sus habitantes se entreguen a su instinto reproductor y darles el tiempo necesario para que la naturaleza retorne a su ser, los mosqueros se entregan a la lectura, a la ampliación de su formación, a reponer sus moscas en las agostadas cajas de la temporada pasada y también a invertir ansias por la espera de la próxima temporada, allá más o menos por abril.

La veda es el momento de que los pescadores cultuiven su afición, porque pescar no debe ser solo pescar. ¿Por qué digo esto? porque la pesca a mosca no solo es pescar y pescar. Tal vez muchos piensen que sí, que pescar es eso, pescar, pero no me queda otra que disentir de ellos, sobre todo si de lo que hablamos es de pesca a mosca; sobre todo si nos hemos definido “conservacionistas“; sobre todo si amamos hasta besar a nuestras capturas antes de soltarlas; sobre todo si se nos llena la boca de eslóganes en defensa de la naturaleza… Y es que el aforismo que reza que no se puede amar lo que no se conoce, es verdad, y verdad de la buena.

Pescar puede ser en sí mismo una actividad que “cualquiera” puede desempeñar, y además clavar y clavar truchas como el que más. Pero asumir la cultura de la pesca no es un mero activismo sin más, sino la elaboración interna del conocimiento que nos explica por ejemplo el qué o el cómo de todo lo que queramos sber. El conocimiento que da la charla elevada de un viejo pescador, o los renglones escritos en un libro por otro pescador que quizá no conoceremos jamás,  o las preguntas y respuestas en los foros de la “red”, pueden descubrinos un mundo infinito de posibilidades que nos acerca, que nos eleva, al perfecionismo porque tenedremos las respuestas que antes ni tan siquiera nos haciamos.

Los libros ayudan a triunfar, pero sobre todo nos enseñan a amar lo que deseamos amar. Porque desear y querer no es lo mismo.Lo primero es un impulso animal, lo segundo responde a un acto de voluntad inteligente.

Por último un consejor de amigo: en la veda pesca, pero pesca un libro por lo que más quieras, no vayas a salir “bolo” un invierno más.

Algunas ideas, por si no se te había ocurrido nada—->>VER CATÁLOGO

(Foto de José Antonio Suárez García)

José Antonio Suárez García, sobre montes y salmones, lo que quieras

José Antonio Suárez García es Vicepresidente de la Sociedad de Pescadores Mestas del Narcea en Asturias y Profesor Titular de Cartografía de la Universidad de Oviedo. También es topógrafo, geógrafo y fotógrafo, pero fundamentalmente se considera un pescador que encuentra en esta actividad la excusa para entender y fundirse con la naturaleza.

Escudo de Las mestas del Narcea. Sociedad de pescadores

La pesca es una actividad que se practica en libertad y en ámbitos de libertad. No hay pesca sin peces ni peces sin río. Los ríos son el escenario del arte de la pesca.

Con estas declaraciones de intenciones, José Antonio Suárez se ha hecho una voz con autoridad en el mundo del salmón, su vida, su ciclo y su lucha por la recuperación de una animal exclusivo y que desgraciadamente no se le trata como el estadio que se le querido dar: el Rey del río.

Así, con esta convicción arraigada en un hombre cuya palabra ha hecho su fuerza en la razón, escribe el prólogo de la fábula LA DANZA DE LOS SALMONES, de Mercedes Salisarchs. No tardó en hacerse cargo de este trabajo que realizó gustosamente y que es este documento el que da ese enfoque “técnico” a esa gran narración que es esta breve e inmensa obra que es La danza de los salmones.

Lo cierto es que el prólogo tiene a autoridad del conocimiento experimentado, y el toque magnífico de un maestro, porque el tono es pedagógico y reúne las características de inapelables de un texto sabio: engancha y es verdad.

José A. Suárez fue cofundador de la Asociación de las Mestas del Narcea, posiblemente la asociación de pescadores que más a hecho y aportado al cuidado y prevención de su casi posible desaparición del salmón atlántico de nuestras costas cántabras. Esperemos que no lo permitan, y que estos guardianes de todos, no desfallezcan en su lucha asociativa y particular.

La danza de los salmones, salmones con comportamientos humanos

“La danza de los salmones” es una fábula extraordinaria escrita por Mercedes Salisahs en 1985. Una historia que narra la lucha por aceptar o no el destino. Una historia que habla de preparación personal, de amor, de lucha entre voluntades.

En este caso Mercedes Salisach bordó un trabajo literario que pocos han podido dejar de alabar. Salisach se sabe de letra amable, siempre con un toque de ternura, porque sin duda es su calidad personal la que vuelca en sus escritos. La novela está ala altura de su autora, mujer que puede considerarse la mejor narradora de historias más importante de nuestros tiempos, y su elenco de premios y galardones lo avalan. Recientemente, en 2009 ha sido premiada con el galardón “Premio Alfonso X el Sabio de Novela Histórica”, gracias a su último éxito literario “Good bay, España”

La danza de los salmones es una fábula de Mercedes Salisachs, que fue publicada por primera vez en el año 1985. Se trata de una historia llena de ternura y certezas donde la lucha por uno mismo y el destino es la verdadera fuente de inspiración de esta autora consagrada. Todo el arte y la inmensa capacidad narrativa, de una de nuestras mejores escritoras contemporáneas, se ponen de relieve con esta fábula. Los personajes son peces, salmones para ser más exactos, animales que nos aportan una preciosa historia con una moraleja válida para todas las personas y apta para todos los públicos.

“La danza de los salmones” es, según la propia autora, una “fábula novelada” cuyos personajes son peces que, sin dejar de serlo, tienen reacciones y comportamientos humanos, son sensibles al amor, al orgullo, a los desengaños, tejiendo así con sus vidas una especie de apólogo en el que todos nos reconocemos. La historia es una historia que se repite generación tras generación: jóvenes deslumbrados por líderes adultos que tratan de cambiar el mundo, de salirse de su destino inapelable al que cada uno de nosotros estamos llamados. Siempre hay motivos aparentes que justificarán las actuaciones de unos y otros, pero en el fondo siempre triunfa finalmente el valor de enfrentarnos a nosotros mismos, casi siempre por amor, casi siempre por los demás.

La presentación del libro corre a cargo de José Antonio Suárez, cuyo prólogo es inequívocamente necesario para dar un enfoque importante de la vida de estos animales, que al lector no ducho en las costumbres reproductivas de los salmónidos, pueden hacerle entender mejor la historia en sí de “La danza de los salmones”.

José Antonio Suárez García es Fundador y Vicepresidente de la Sociedad de Pescadores las Mestas del Narcea, en Asturias, y Profesor Titular de Cartografía de la Universidad de Oviedo, y como él nos dice…

la pesca es una actividad que se practica en libertad y en ámbitos de libertad. No hay pesca sin peces ni peces sin río. Los ríos son el escenario del arte de la pesca. De esta manera, se unen los acontecimientos y los sentimientos, con los que contribuye Mercedes Salisachs y aporta al contenido del esta novela, a la libertad del individuo, al respeto por la naturaleza y al cuidado patrimonial de los salmones que tan bien conocen los aficionados a la pesca.

El libro aporta fotografías inéditas de la freza y vida común del salmón, su autor es también José Antonio Suárez. Se trata de imágenes verdaderamente bellas y tremendamente expresivas que llevan al lector pescador a vivir una realidad conocida, y al lector habitual a vivir con más sentido la historia de Patricio y Potámide, personajes protagonistas de la fábula.

Aunque la narración no es propiamente de pesca, pero sí de especies pescadas, creemos necesaria la presentación de la fábula en el entorno de la colección A Mosca, para su comprensión en la colección. El lector no pescador, conocerá tras de esta historia, el mundo apasionante que se vive en las orillas de los ríos y en el mar.

Te proponemos que te acerques al relato y que leas este capítulo que te regalamos [leer capítulo 7]… ¡te convencerás de que la elegancia existe! Y luego, después de leerlo, saca tus propias conclusiones, porque yo no me atrevo a decirte cómo han de ser tus sentimientos…