Tag Archives: Amistad

Las normas de cortesía, clave de la buena pesca y la convivencia en el río… ¡y fuera de él!

El libro de Destinos de Pesca a Mosca tiene un larga introducción que previene al lector sobre diversos aspectos de tipo medioambiental y técnico. También incluye un capítulo que en muchas ocasiones se echa de menos: la coordialidad y la buena educación. He defendi siempre, que nadie estamos obligados a ser simpáticos, en este aspecto estamos todos más bien ceñidos a nuestra forma de ser; sin embargo sí es una obligación moral la buena educación, el respeto personal y la buena práctic en el trato a los demás. En este caso os invitamos a leer un artículo, que a pesar de sus obviedades, hay que refresacar la normas básicas para una buena convivencia.

El comportamiento cívico, es decir, la buena educación debe prevalecer sobre cualquier situación. Voy a recordar algunos aspectos, tan sencillos de vivir como a veces difíciles de superar. Las personas somos muy diferentes unos de otros y la clave para superar estos contrastes está en el respeto. Pues ser cívicos en la pesca, básicamente, pasa por los siguientes aspectos:
• Respeta a otros pescadores la zona que están pescando.
• Saludarse, pero sin ser pesado, hay a quien le gusta pescar solo y hablar poco, a veces con un ¿cómo va eso? basta.
• No dar lecciones ni consejos a quien no conocemos ni los pide, lo mejor en estos casos es que cada uno vaya a lo suyo; lo más, si se ve a una persona con problemas porque le falta pericia o se encuentra en apuros, es ofrecerse pero sin forzar la ayuda.
• Procura no dar gritos ni cuando clavas la trucha más grande de tu vida ni tampoco cuando se te vaya, aunque es comprensible que en algunas ocasiones sea necesario desahogarse.

Una gran amistad y la pesca... ¿Qué más?

• Si necesitas ayuda pídela con sencillez, será raro que alguien te la niegue.
• Ser agradecidos, cordiales y amables hace amigos y es un mínimo de comportamiento humano.
• Respetar la propiedad privada, los sembrados, las vallas y las portezuelas para el ganado en el campo: si está cerrada y la abres, vuelve a cerrarla, pero si estaba abierta, déjala así.
• Ten cuidado con los sembrados. No andes por ellos con descuido, se trata del trabajo de otras personas y merece el respeto de todos.